miércoles, 19 de enero de 2011

CON - VERSA



Conversar a gusto es rebosar de consuelo una copa que no tiene precio. La conversación es como un escudo que desvía las flechas de la confusión y de la amargura. Conversar es deshacer a veces las cosas que nos oprimen, como se deshace la espuma con el mar. Las penas se desmenuzan, como si la conversación fuera un unguento mágico para calmarlas.

Cuando se sabe conversar no hay palabras huecas, todas parecen rocío sobre la corteza de la vida, abrasada por el sol o sacudida por las tempestades sentimentales. La conversación tranquiliza, nivela, refresca, orienta, ayuda.
Después de una conversación íntima, sabrosa, parece que hemos retoñado. Y sólo después de retoñar podemos esperar las flores y los frutos.

Conversa hondo, tierno, tranquilo, relajante, lúcido, sensato, comprensible. Sin olvidar la indulgencia y la justa medida. Conversa vaciando lo mejor que tienes para dar. Conversa tocando las fibras más sensibles y más sabias para que otros se valgan de ellas y las utilicen para su bien.

Z. B. Argamasilla

1 comentario:

  1. Siempre nos ha hecho mucha falta esta palabra,pero ahora más que nunca,ya que puede resultar fácil decir algo y en la gran mayoría de las veces apenas dedicamos un breve espacio de tiempo a decirlo.Otras veces nos afanamos en explicar lo inexplicable cuando está delante de nosotros.Conversar con el corazón es aprobar el examen del amor.Saludos

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Seguidores

Datos personales

Mi foto
Spain
VAS A TENER QUE ESCUCHAR A TU CORAZÓN ; A LO MEJOR DE ESO SE TRATA LA VIDA ...

Archivo del blog